viernes, 18 de octubre de 2013

Tarta Sacher


Es un bizcocho de chocolate relleno de mermelada de albaricoque y recubierto de chocolate fundido. Un clásico, siguiendo la receta de mercado calabajío, ajustada para un molde desmontable de 24 cm de diámetro.
Ingredientes:
90 g de almendras molidas
75 g de harina
75 g de azúcar glas
75 g de azúcar normal
75 g de mantequilla
4 huevos grandes
120 g de chocolate al 70%
7 g de levadura
un pellizco de sal
1 cucharadita de vainilla
Para el relleno:
un bote de mermelada de albaricoque
Para el almíbar:
Un vasito (100 ml) de agua
Un vasito de azúcar
Un chorro de amaretto
Para la cobertura:
200g de chocolate fondant (Nestle postres negro)
200 g de nata de 35% materia grasa
50 g de mantequilla
Dejar la mantequilla a tª ambiente hasta que se ablande. Fundir el chocolate en el microondas.
Montar las claras a punto de nieve y mezclarlas con el azúcar normal. Batir la mantequilla ablandada con el azúcar glas. Añadir el chocolate fundido, la vainilla, la sal y las almendras molidas y mezclar bien. Añadir las yemas una a una y seguir batiendo. Incorporar las claras montadas sin batir, moviendo la mezcla con una espátula de abajo hacia arriba cuidadosamente para que no se bajen. Añadir la harina tamizada con la levadura. Engrasar un molde desmontable con mantequilla y espolvorear con harina. Echar la mezcla en el molde y dejarlo reposar mientras se calienta el horno a 150ºC. Cocer aproximadamente 45 minutos (horno abajo, turbo). Para hacer el almíbar hervir el agua con el azúcar durante dos o tres minutos, y añadir el licor. Cuando el bizcocho se ha enfriado, si es necesario lo nivelamos cortando con un cuchillo de hoja larga y fina. Le damos la vuelta y lo cortamos en dos. Antes de separar las capas las marcamos con palillos para volver a colocarlas de la misma forma. Lo colocamos sobre una rejilla. Echamos almíbar a la capa inferior, la cubrimos con una capa de mermelada y volvemos a colocar la capa superior, dejándola perfectamente horizontal y le echamos un poco de almíbar. Para la cobertura, calentar la nata con el chocolate troceado, removiendo hasta que se funda completamente. Añadir la mantequilla troceada y mezclar bien. Cuando la cobertura comienza a enfriarse la echamos suavemente sobre el centro de la tarta y dejamos que rebose hasta que cubra los laterales completamente. Enfriar en la nevera durante unas horas. Se puede decorar con chocolate blanco fundido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario